lunes, 11 de febrero de 2019

PLANTANDO FUTURO

PREPARANDO EL TERRENO, subsolador antes de plantar.

CARGANDO LA PLANTADORA...

Y A REGAR.....

CUADRILLAS DE PODA

ANDREEA NO PARA....

En el campo lo principal es comer bien....



TODO CALCULADO AL MILIMETRO, EQUIPO MOBIL DE PODA 2019
PODA TRADICIONAL, con escaleras en mazano.
 
 

















En estos videos se ven algunos de los trabajos que estamos realizando por las diferentes cuadrillas de poda, en el primer video es en Puigmoreno en una plantación de melocotón embolsado, los arboles estaban demasiado altos y realizamos un rebaje con motosierra para evitar dar tantos cortes de tijera en las copas, y asi poder avanzar mas rápido a petición del interesado.






El segundo video es una cuadrilla en La Rioja podando cerezo con un compresor de biombo al tractor con un equipo de seis personas y Andreea repasando con tijera eléctrica.


viernes, 18 de enero de 2019

HORAS FRIO

 Un aspecto importantísimo para una plantación de frutales es la necesidad de horas frío (HF), puesto que si estas son inferiores a las requeridas por el cultivo obtendremos un fracaso total.
Los frutales de hoja caduca entran en fase de reposo con el acortamiento de los días y la llegada del frío, y durante todo el invierno van acumulando una cantidad de horas de frío. Cuando la planta ha recibido el frío suficiente, entiende que se aproxima un clima más benigno y entonces brota y florece, mecanismo conocido como vernalización.
En definitiva, las horas frío son la acumulación de horas por debajo de 7ºC, siendo cada hora de frío una hora por debajo de esa temperatura. La suma de todas ellas permite salir del reposo invernal al frutal, teniendo cada especie y variedad unas necesidades específicas.

Factores que pueden afectar a la acumulación de horas frío:
– Veranos muy cálidos retrasan la entrada en reposo de la planta, las hojas caen más tarde, requiriendo posteriormente acumular más horas frío para la salida de la dormancia.
– Inviernos poco fríos se traducen en que la planta no entra en reposo, lo hace más tarde, o durante menos tiempo del requerido, gastando parte de las reservas energéticas, que luego va a necesitar, en la floración y brotación.
– En sentido inverso, con otoños fríos se consigue un adelanto del reposo, cuanto antes se produce la defoliación, antes sale del reposo.

¿Que ocurre cuando un frutal no recibe las suficientes horas frío?
Los síntomas los observaremos en la brotación y en la floración. Si advertimos un retraso de la brotación, que algunas yemas vegetativas fallan o se caen (común en albaricoquero) y, en general, que el árbol sufre un crecimiento irregular y a veces más vertical, posiblemente estemos ante una falta de frío y el inicio de nuestros problemas.
La floración se retrasa igualmente y se prolonga en el tiempo más de lo habitual, siendo menor el número de yemas de flor y apareciendo incluso flores deformadas. Estamos ante una floración escasa, apreciable a simple vista.
Si, a pesar de lo anterior, observamos frutos que han conseguido cuajar, estos caen prematuramente por falta de nutrientes necesarios para su crecimiento. Los que finalmente se cosechan, son de calibre y calidad inferior, con poco color y firmeza.
Todo esto provoca, como es de esperar, una disminución muy importante rendimiento de la producción, proporcional a la falta de horas frío recibidas.

Cálculo de las horas frío.
 La acumulación de horas frío se calcula desde la caída del 50% de las hojas, lo que viene a ser a principios de noviembre, hasta unos días antes del desborre de yemas, normalmente a mitad de febrero en zonas templadas (+ 15 d si se trata de zonas frías y -15 d en caso de zonas cálidas).

grafico horas frio frutales

El dato obtenido lo comparamos con la cantidad de horas frío de la especie que queremos plantar. Dentro de cada especie, hay variedades con importantes variaciones, y en Agrologica vamos a ir publicando los datos que disponemos a nivel de variedad. En el cerezo, la variedad “Early Bigi” requiere de la mitad de horas que una variedad tardía tradicional. En zonas cálidas murcianas el ciruelo japonés se comporta mejor que el europeo al requerir menos horas frío.

Medidas a tomar en caso de falta de horas frío
La elección varietal es lo más importante, pero si con todo esto, existe una falta de horas frío, podemos tomar algunas medidas:
Hasta 2010 se empleaba la cianamida de hidrógeno (nombre comercial Dormex), que servía para inducir esas 100-200 horas frío que muchas veces faltaban. Estos tratamientos se realizaban cuando el árbol había recibido más de la mitad de las horas de frío necesarias, lo cual para hacerlo bien se iban mirando la acumulación de horas frío semanalmente. Si no se disponía de estos datos la época venía a ser sobre mes y medio a dos meses antes de la floración.
A día de hoy dicha sustancia está prohibida, y ha sido sustituida por productos a base de calcio o nitrógeno que ayudan a romper el reposo invernal.
Todas las operaciones cuyo fin sea adelantar la caída de hoja, como la defoliación química o el sombreo de la planta empleando agua con cal en aspersión, adelantan la dormancia.
Algunos frutales, si se podan pronto, el periodo de reposo termina antes.
Si dejamos de regar una vez cosechada la fruta, conseguimos el mismo fin.
En días muy calurosos, si mojamos las yemas, estas se enfrían y evitamos que el calor retrase el reposo.
Estas medidas consiguen una entrada en reposo más rápida y, en definitiva, una floración más precoz, pero por otro lado aumenta el riesgo de daños por heladas, si se dan heladas tardías en nuestra zona.

jueves, 3 de enero de 2019

PREDICCIÓN TIEMPO 2019













¿Qué son las cabañuelas? Es la forma que tiene el pueblo de pronosticar el tiempo que ha de hacer durante el año siguiente al de su realización. Hay varias formas de hacerlas, aunque la más habitual es la observación de las variaciones atmosféricas en los trece primeros días del mes de agosto. De este modo se podrá determinar si un mes será lluvioso, seco, hará más o menos frío, etc. en función de cómo ha sido el día correspondiente a ese mes.



INVIERNO: Frío y ventoso.
PRIMAVERA: Lluviosa.
VERANO: Revuelto y caluroso, algo tormentoso.
OTOÑO: Revuelto, lluvioso y ventoso.
                                 
 ENERO
Primera quincena: Las temperaturas no serán muy bajas para el mes en el que nos encontramos sino todo lo contrario. No se esperan lluvias ni heladas de momento.
Segunda quincena: Será en esta quincena cuando empezaremos a notar los cambios, los termómetros se desplomarán, el aire y el frío se harán sentir; aparecerán las heladas al igual que las nieblas. No descarto que puedan caer algunos copos de nieve.



FEBRERO
Primera quincena: En este periodo el mal tiempo será el auténtico protagonista. Lasheladas serán frecuentes al igual que el frío y el viento, que nos van a quitar las ganas de estar en la calle si no es estrictamente necesario.
Segunda quincena: Seguiremos con mal tiempo y desapacible en general. Con este panorama a la vista lo único que podemos esperar es que nos caiga una nevada en cualquier momento y en cualquier lugar. Tendremos días de frio intenso y cielo apagados y tristes.




MARZO
Primera quincena: En esta quincena notaremos algo de mejoría, pero sin olvidarnos del mes en el que estamos, por lo que nos acompañarán el viento, el frío, las nevadas, etc.
Segunda quincena: Daremos la bienvenida a las esperadas lluvias que podrían ser de carácter fuerte en algunas ocasiones. Las tormentas también van a estar con nosotros y en algunos casos pueden venir acompañadas de granizo. No descarto tampoco alguna nevada.



ABRIL
Primera quincena: Notaremos como hemos ganado algunos grados. El frío y el viento poco a poco los iremos dejando atrás; las lluvias serán las que sigan con nosotros en esta quincena.
Segunda quincena: Durante esta quincena, la temperatura no será la que deberíamos tener en este mes, ya que será algo más baja de lo habitual. Los cielos tampoco serán tan azules, sino más grises, pero las lluvias si serán las que deberíamos tener y por tanto nos acompañarán gran parte de este período.


MAYO
Primera quincena: Esta quincena será de transición, poco a poco nos iremos dando cuenta de la estación que nos deja y en la que vamos a entrar. Las lluvias también nos abandonarán, pero sin embargo se quedará con nosotros el viento.
Segunda quincena: Será cuando se empiece a estabilizar el tiempo, aunque en cualquier momento nos puede sorprender una buena tormenta. El viento será el verdadero protagonista, a pesar de que a muchos no nos agrade.


JUNIO
Primera quincena: Iremos dejando atrás la bonita y agradecida primavera, para irnos introduciendo en el verano poco a poco. Todavía tendremos restos aislados de días ventosos.
Segunda quincena: Será la que nos vaya acercando al buen tiempo y nos daremos cuenta de que el verano ha llegado con pie firme y para quedarse entre nosotros, "nos tiene gran apego".


 JULIO
Primera quincena: En esta quincena y debido al gran viento, los termómetros nos darán un respiro que vamos a agradecer mucho. Se suavizarán las temperaturas dejándonos días con temperaturas muy agradables.
Segunda quincena: Se nos acabó lo bueno. Empiezan y de qué manera a subir los termómetros, que vienen a recordarnos, por si se nos había olvidado, de que nos guste o no "estamos en verano".



AGOSTO
Primera quincena: Alternancia de días calurosos con días frescos y tormentosos, que llegan para refrescar un poco el ambiente, y que en ocasiones irán acompañados de granizo. Todo esto nos dejará una quincena con unas temperaturas muy agradables.
Segunda quincena: Seguiremos con ambiente fresco, bajarán un poco las temperaturas para que podamos descansar por las noches. Las tormentas se intensificarán, generalmente, por las tardes.




      
  SEPTIEMBRE
Primera quincena: El calor seguirá con nosotros, el verano no ha terminado aún. Las temperaturas para ser el mes en el que nos encontramos serán elevadas. Para mediados de esta quincena tendremos alguna que otra tormenta, y descenderán un poco las temperaturas, para luego volver a subir.
Segunda quincena: Seguiremos con ambiente veraniego y altas temperaturas para las alturas del año en que nos encontramos. Hará acto de presencia el viento, que podrá traernos de todo, menos bueno.


   OCTUBRE
Primera quincena: Notaremos cambios debido a que las temperaturas irán descendiendo. El verano está dando sus últimos coletazos; los cielos se tornarán de gris, que junto con el viento, nos harán más llevaderos los días.
Segunda quincena: Con los cielos grises y el viento soplando fuerte descenderán las temperaturas, y dejaremos atrás los días con temperaturas ideales. También harán acto de presencia las deseadas lluvias.



      NOVIEMBRE
Primera quincena: En esta quincena se estropeará el tiempo en general. Predominarán los días con viento fuerte y frío, que con el cielo de color grisáceo y las lluvias, nos quitarán las ganas de salir a la calle, entre otras cosas.
Segunda quincena: No nos quiere abandonar el viento fuerte y frío, que junto a la lluvia, el cielo oscuro y la bajada considerable de la temperatura, nos estará anunciando lo que se nos viene encima, "el puro y duro invierno".


DICIEMBRE
Primera quincena: El mal tiempo que estamos teniendo estos días, lo seguiremos manteniendo durante esta quincena. La culpa de todo la tiene el viento, que está con nosotros ya varios meses y se resiste a dejarnos; las lluvias también estarán presentes.
Segunda quincena: En esta quincena, las lluvias en algunas zonas podrán ser localmente fuertes, y por si nos faltase algo más, aparecerán las nieblas y las heladas, que junto con el viento frío y cielos oscuros, nos pueden dejar alguna nevada pues tenemos todos los factores a nuestro favor.





jueves, 20 de diciembre de 2018

PODANDO

 

Nuestros frutales están en plena fase de caída de hoja, y pronto entrarán en parada vegetativa. Se acerca, por tanto, el momento de los trabajos de poda. Los agricultores nos han transmitido, fruto de mucha observación y conocimiento popular, que estos trabajos deben realizarse en la fase lunar adecuada.
La luna realiza una rotación en la tierra cada 29 días. Durante este movimiento, pasa por cuatro fases. (Luna nueva-cuarto creciente-luna llena o vieja-cuarto menguante), fruto de las sombras que le proyecta la tierra en interponerse a la luz del sol
Si no sabemos identificar las fases de la luna, podemos seguir el siguiente razonamiento:
Las fases de la luna son cíclicas. Luna nueva es el inicio. La luna no se ve, y durante la noche la oscuridad se absoluta. La luna que vendrá será nueva, y por eso se conoce como luna "nueva". Esta irá creciendo iluminándose de derecha a izquierda de forma progresiva, cada día más grande. A la mitad del proceso de "crecimiento" decimos que está en "cuarto creciente".
Y se irá iluminando hasta llegar a luna "llena". Ha llegado a su plenitud, y por tanto, a partir de ahora será la fase de luna "vieja" e irá volviéndose oscura, de nuevo de derecha a izquierda. A la mitad del proceso estaremos en "cuarto menguante", hasta que poco a poco desaparecerá. Volveremos a esperar una luna "nueva".
De la misma manera que las fases lunares afectan a las mareas, se considera que, ya sea por el efecto de la luz reflejada o por la atracción gravitatoria que ejerce sobre la sabia de las plantas, éstas se ven afectadas por la fase en que se encuentra la luna.

Y como nos afecta en la poda?

Poda de fructificación y conservación de frutales en producción
Tradicionalmente se dice que estos frutales se deben podar en luna vieja (entre luna llena y luna nueva), cercanos al cuarto menguante. De esta manera estimulamos la fructificación en contra del crecimiento vegetativo. Por tanto, también es el momento idóneo para podar árboles con exceso de vigor. Este invierno (2016-2017) estaremos en cuarto menguantes los siguientes días:
Diciembre: día 21
Enero: día 19
Febrero: día 18
Marzo: día 20
Así que alrededor de estas fechas serían momentos óptimos para la poda.
Poda de formación y de rejuvenecimiento
En la formación y el rejuvenecimiento de frutales queremos estimular el crecimiento vegetativo, por lo tanto, tendremos que intentar podar en luna nueva (entre luna nueva y luna llena), cercanos al cuarto creciente.
Todo esto nos puede ayudar a que la poda sea un éxito, pero lo más importante es saber qué especie estamos podando, cómo trabaja, hacer los cortes correctamente y disponer de buenas herramientas y en buenas condiciones.